La conexión intestino-cerebral y como el estrés puede afectar a la salud de tu intestino

Como el cerebro estresado envia estrés al intestino I Green Effect

¿Alguna vez has tenido mariposas en tu estómago? No es un secreto que el estrés está relacionado con problemas intestinales. Los estudios muestran que la relación entre ambos es bidireccional: el estrés en tu vida puede causar problemas gastrointestinales, y los problemas intestinales pueden causar estrés psicológico. El tracto gastrointestinal es sensible a las emociones. Enojo, ansiedad, tristeza, euforia - todos estos sentimientos (y otros) pueden desencadenar síntomas en el intestino.

 

1. La conexión intestino-cerebral 
2. Como el cerebro estresado envia estrés al intestino ?
3. Salud intestinal y ansiedad
4. Como cuidar tu salud intestinal ?

 

1. La conexión intestino-cerebral 

El intestino humano está lleno de más de 100 millones de células nerviosas; es prácticamente un cerebro en sí mismo. De hecho, el intestino comunica con el cerebro, liberando hormonas en el torrente sanguíneo. Un estudio revela que el intestino tiene una conexión mucho más directa con el cerebro a través de un circuito neuronal que le permite transmitir señales en pocos segundos. Los hallazgos podrían conducir a nuevos tratamientos para la obesidad, los trastornos alimentarios e incluso la depresión y el autismo, todos los cuales se han relacionado con un mal funcionamiento del intestino.

El estudio revela "un nuevo conjunto de vías que utilizan las células intestinales para comunicarse rápidamente con ... el tronco encefálico", dice Daniel Drucker, un científico clínico que estudia los trastornos intestinales en el Instituto de Investigación Lunenfeld-Tanenbaum en Toronto, Canadá.

Como el cerebro estresado envia estrés al intestino ? I Green Effect

2. Como el cerebro estresado envia estrés al intestino ?

Dentro del eje cerebro-intestino, el cerebro y el intestino trabajan juntos como un equipo. Eso significa que cuando el cerebro está estresado, ese estrés puede arruinar la comunicación dentro del equipo. Estos problemas de comunicación interrumpen la liberación de neurotransmisores del cuerpo que afectan la velocidad de la digestión, la capacidad del cuerpo para absorber los nutrientes y el sistema inmunológico.

Esta digestión desordenada puede dar lugar a síntomas como náuseas, hinchazón, malestar estomacal, inflamación o incluso estreñimiento. 

Los problemas de comunicación en la conexión intestino-cerebro también afectan a la salud de las bacterias intestinales. Si el equilibrio de tu microbioma intestinal está desequilibrado, puede afectar asi los niveles de norepinefrina y dopamina. Estas hormonas pueden impactar directamente en tu estado de ánimo.

Este efecto puede ser tan fuerte que los problemas intestinales pueden ser en realidad un factor detrás de los trastornos del estado de ánimo. De hecho, a veces los médicos prescriben terapia psicológica para tratar los problemas intestinales.

3. Salud intestinal y ansiedad

Dada la estrecha interacción entre el intestino y el cerebro, se hace más fácil entender por qué se pueden sentir náuseas antes de dar una presentación, o sentir dolor intestinal en momentos de estrés. Sin embargo, eso no significa que las condiciones gastrointestinales funcionales sean imaginarias o "todo en tu cabeza". La psicología se combina con factores físicos para causar dolor y otros síntomas intestinales. Los factores psicosociales influyen en la fisiología real del intestino, así como en los síntomas. En otras palabras, el estrés (o la depresión u otros factores psicológicos) pueden afectar el movimiento y las contracciones del tracto gastrointestinal.

Además, muchas personas con trastornos gastrointestinales funcionales perciben el dolor de manera más aguda que otras personas porque sus cerebros responden mejor a las señales de dolor del tracto gastrointestinal. El estrés puede hacer que el dolor existente parezca aún peor.

4. Como cuidar tu salud intestinal ?

Saber lo que tu cuerpo necesita y cuidarlo es lo importante.

Si estás lidiando con cambios en tu digestión y te sientes extra estresado, sabes que los dos están probablemente relacionados. Aquí tienes algunos consejos para mantener tu intestino contento:

Alcanza tus metas diarias de fibra: Los alimentos ricos en fibra alimentan las bacterias del intestino y te ayudan a sentirte lleno, lo que puede evitar que te estreses con bocadillos azucarados. Aprende mas sobre la importancia de las Fibras y donde encontrar buenas aqui.

Mantente hidratado: El agua mantiene las cosas en movimiento a través de tu tracto digestivo. Aprende cuanta agua debes consumir al dia aqui.

Duerma lo suficiente: Un sueño de mala calidad puede afectar a tu microbioma intestinal. Esto es lo que debes saber sobre el sueño y la salud intestinal. 

Al nutrir tu intestino, puede aliviar cualquier estrés adicional que provenga de su tracto digestivo y apoyar su bienestar general. Si tan sólo eliminara el estrés laboral, sería igual de fácil.

 

 

Esperemos que te ha gustado el articulo y que te ayudara

te vemos en el proximo Blog Post

Tu equipo de Green Effect 😊🍃